4/4/11

Asesino de asesinos 24 ( Parte 2 ) FINALLLL

DEBAJO DE ESTA ENTRADA ESTA LA  PRIMERA PARTE
DEL CAPITULO 24 .  

La bala sabe que tiene que buscar un cuerpo. La voz grave de Aureliano se mezcló con el silbido de la bala que se incrustó en la cabecera de la cama. Sin entender lo que ocurría decidió entrar a la habitación. Vio a la asesina y al mafioso acostados y desnudos en la cama y a un hombre apuntándolos. Lo reconoció de inmediato. Era el mismo que lo golpeó y asesinó a la amiga de la Loba. No tuvo tiempo de pensar, la furia lo dominó por completo y quiso disparar su arma. Tanta impericia y con un arma tan endeble terminó con una grave quemadura en su mano. El hombre sonrió despectivamente y supo que se encontraba frente a un inútil. Volvió a exigirle el dinero a Mariana amenazando con matar a Julián. La escena se ponía cada vez más tensa. Apurado por la situación y para demostrar sus intenciones, volvió a disparar. Mariana ya lo había decidido. Para ella, Julián era culpable de otras cosas, pero no de su ambición. Solo el destino pudo colocarla en el  camino de Julián y cagarle su redención.  En el momento en que la bala salía del revólver ella se cruzó en su camino y cayó fulminada sobre  Julián que quedó azorado abrazando el cuerpo tibio. La bala sabe que tiene que buscar un cuerpo, no importa cual.  Todo se detuvo. Todos miraban el cuerpo inerte de Mariana. El pistolero quedó shockeado por la situación que se le había complicado por esa decisión imprevista de Mariana y se distrajo unos momentos. Fueron los momentos en que Aureliano se sobrepuso a todas sus adversidades físicas y mentales, los momentos en que tomó su arma y disparó por segunda vez. Ahora sí, impactando en la cabeza del pistolero que se derrumbó. Como a Julián se le había derrumbado nuevamente la vida. Aureliano, más consternado que satisfecho, se quedó con la mirada clavada en el cuerpo de Mariana. Julián supo de inmediato qué era lo que se avecinaba. Por eso recuperó su  serenidad y se acercó a él. Le entregó unas llaves luego de hablar tranquilamente un par de minutos.  Logró que Aureliano le entregara el arma y se fuera del lugar entre lágrimas y protestas, deseando volver con su madre y a su trabajo seguro.
Tirado sobre la cama  y con la mano aferrada al revólver estaba Julián  admirado de su templanza ante el inminente suicidio. FIN.

34 comentarios:

  1. Bueno, llegamos al final. Obviamente no será del agrado de todos. El círculo se cerró en el mismo punto donde había comenzado. Gracias por todos los comentarios.

    Quizá merezca un epílogo, no?

    ResponderEliminar
  2. Puede ser que no le guste a los que siempre esperan un final feliz. A mi me gustan los finales que me sorprenden. Y también cuando cierran un circulo, cuando al final me llevan a releer el principio... Me gusto mucho. Felicitaciones.

    Quizás merezca un epílogo. Eso lo sabe usted mejor que nadie. ¿Que quiere? ¿que le roguemos?

    ResponderEliminar
  3. A mí los finales me gustan así, tortuosos. Me gusta que algunos reciban lo que merecen y otros no. La justicia es enemiga de las buenas obras.

    Muy bueno lo suyo.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Trágico y sangriento final... excelente, el y vivieron felices y comieron perdices habría quedado demasiado típico quizá. Felicidades!!
    Un abrazo artista ;)

    ResponderEliminar
  5. Moooooooooooooooy bueno !! Títánico Dany La perla de hoy fue ese "Aureliano se sobrepuso a todas sus adversidades físicas y mentales"!! si eso no es un final qué es?? la redención del antihéroe es necesaria en todo final y este lo tuvo !! usted no lo ve Dany pero le estoy haciendo la reverencia de se lado del monitor Chapeau

    ResponderEliminar
  6. Re-don-di-to.

    Te lo digo así, clarito, y aplaudiendo de pie.

    ResponderEliminar
  7. Ves? qué grosso final, quedó bien armadito por todos lados.

    Aureliano ya aparecerá en las prometidas obras contando cómo esperó a que se cagara matando para chorearles todo, no jodamos. Una buena tiene que venir para el chango este.

    Hoy sin demasiado humor, te felicito por el final!

    Abrazo

    ResponderEliminar
  8. El payaso de Los Simpsons4 de abril de 2011, 20:07

    Mas que epílogo, lo que merecemos, es saber que tipo de inquina personal tenía el autor, con el noble Aureliano... Aunque, en este capítulo final, noto cierto paralelismo con otro Aureliano, que en una situación límite, también, después de errar, terminó aplicando un certero disparo...
    Dany, te felicito...!!!

    ResponderEliminar
  9. "Pero si vos...sesese, a vos te digo....si vos, que después de todo lograste
    un final feliz (no este), nos querés seguir convenciendo de que no existen,
    de que no son posibles, y te asegurás el aplauso poniéndole el color negro
    al packaging del producto (se sabe que la gilada aplaude lo negro aunque sea
    malo...por ejemplo, el Negro Dolina, el Negro Alvarez, el Negro Martineitz),
    entonces...qué nos queda a los que buscamos alguna vez un puto final feliz
    para variar?
    Eh? Vos también?
    No jodamos, plis, jeje.
    Buena faena, nene.
    Pero agarrámela con la mano.
    Zoabraaaaaa!

    ResponderEliminar
  10. Yo seré un gil, pero aplaudo lo negro. Sobre todo porque de lo negro deviene el gris. Y este mas que oscuro es un final grisaceo. Y de eso también se vive. Muy bueno Dany! Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Excelente final!! A decir verdad, yo soy de las que esperan los finales rosas y felices, pero esos finales me terminan decepcionando. Tu final fue redondito, igual que toda la novela. Te felicito, che.
    Epílogo! Epílogo! Y capítulos que quedaron afuera! Quiero leer más!!

    ResponderEliminar
  12. Bueno, es un final y punto y a mí me pareció muy bueno.
    Mire, la vida dista mucho de ser un justa. Los que quieran finales felices y redonditos que vean los episodios de la Familia Ingalls en Volver u otro canal de series viejas.
    La vida no tiene connotaciones, la vida solamente "es"
    Y puede ser tan violenta o apacible, tan justa o injusta como uno la interprete.
    Un abrazo.
    (y gracias por pasar siempre por mi humilde morada)

    ResponderEliminar
  13. Vertiginoso, violento y algo de cámara lenta. Un final a lo Tarantino.

    Hay quienes se redimen con sangre, quienes con lágrimas. Y otros, no se redimen en absoluto.

    Epílogo? Pssss, qué pregunta! Y epílogo del epílogo después!

    Felicitaciones, y buenas noches.

    ResponderEliminar
  14. y... 14.


    Sepa disculpar.




    (si hay que dispararle a alguien, que sea al Sr. Bigud)

    ResponderEliminar
  15. Muy bueno, Dany, muuuuy bueno.

    Gran obra. Gran final.

    Gran abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Dany:
    Siempre llega el final, y es natural que así suceda. Muy bien desenlazado. La trama cierra muy bien, el suicidio es la salida más digna para Julián, me sorprendió la muerte de Mariana, y la actuación de Aureliano lo hace digno de su papel, al menos pudo disparar su arma.
    Creo que amerita un epílogo, en e que se jugase más el narrador, al estilo de las grandes novelas rusas.
    Un gran abrazo.
    Humberto.

    ResponderEliminar
  17. Fin. Y se acabó. El vacío.
    Difícil conseguir un buen final, y tu, lo has conseguido. Felicitaciones.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  18. buen, ya le dijeron elogios hasta casi demasiado (je), ya sé me dirá hubiera pasado antes para ser original. Bueno, hago lo que puedo, vio?

    a todos los elogios sumo el mío, realmente muy bueno, pero de verdad muy bueno, en algun momento pensé que no le iba a encontrar la vuelta, pero se la encontró y como para aplaudir!!

    LO FE LI CI TO!! ahora puede relajarse, tarea cumplida. Besos

    ResponderEliminar
  19. Qué final ni ocho cuartos!! Y la guita? Las llaves que le dio Julián..Trabajo seguro? Con esa guita se va de joda y se arma su propio buró de investigación a lo Boogie el Aceitoso!

    Y ojito, no la cortés pq te piqueteamos el blog!! Y vos sabés que los de la pesada no jodemos...jaja!

    ResponderEliminar
  20. Olá passo em seu blog para convidar você a visitar o meu que é dedicado a cultura. De segunda a sexta feira noticiário cultural aos sábados minha coluna poética ás 09 horas da manhã e ás 5 da tarde Chá das 5 sempre com uma participação especial. Irei aguardar sua visita lá. Abraços sucesso em seu blog. O endereço é informativofolhetimcultural.blogspot.com

    Magno Oliveira
    Twitter: @oliveirasmagno ou twitter/oliveirasmagno
    Telefone: 55 11 61903992
    E-mail oliveira_m_silva@hotmail.com

    ResponderEliminar
  21. Che... Folhetim Cultural.....al menos leete un capítulo.....ese que tiene la camiseta de brasil de ganso al menos.

    ResponderEliminar
  22. Me gusta que las historias me sorprendan, buen final. Aunque yo le confieso que soy de esas que los finales felices los espero siempre, porque los días están llenos de infelicidades en los informativos.

    Perdón a veces pienso en voz alta.
    Je.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  23. DANY...entre idas y vueltas, por que alguna vez anduve por aquí, me perdì la historia. Ahora leo FINAL y me pongo atenta a la próxima, ya que nada le hace mejor propaganda a su talento que los comentarios de tantos blogueros inteligentes. Se la deben haber disfrutado.
    Dicho esto, agradecida por su presencia siempre, me retiro. Pero como el que se va sin que lo echen, vuelve sin que lo llamen...

    Nos vemos!

    PD: En el àrea de coment de mi blog reza: "Si no leìste, no comentes" lo cuàl cabe en èste caso para mì, de modo que le pido mis disculpas antes que me mande a leer como a Folhetim. jajaja. Abrazo.

    ResponderEliminar
  24. Gracias Cecy! Llegaste casi sobre la hora y te
    la bancaste casi toda junta!!
    Magah nada de disculpas. Tiene 30 días hábiles para leerla y dejar de fumar!! A Folhetin ya le mandé abogado.
    Estoy analizando una saga: "Aureliano y las amazonas" de alto contenido alcohólico (mío) y erótico (de Aureliano).

    ResponderEliminar
  25. Y folhetin se prendió porque la historia termina en Brasil...Vio luz y entró.

    Me gustó el tema de las Amazonas. Con fotos, ok?
    Abrazo
    Ato.

    ResponderEliminar
  26. Aclaración: fotos de las amazonas, no tuyas! ja!

    ResponderEliminar
  27. He de volver, no me pierdo el final ni loquita.

    Un abrazo,

    Andri

    ResponderEliminar
  28. Si tiene contenido eròtico me prendo, tengalo por seguro!

    Le tomo la palabra!

    Pero... ademàs de dejar el pucho me da mas tarea???...ando llorando por los rincones y me odio por haberlo decidido y ud. me manda a leer sobre asesinatos...mmm..me ha dado una buena ideaaaaaaaaaa!!!!!

    ResponderEliminar
  29. Yo tampoco esperaba que Mariana se cruzara inesperadamente delante de esa bala, cuando no iba dirigida a ella, verdad? ya que ella no había robado el dinero. Aunque el suicidio de Julián es bastante romántico, un final de Shakespeare in love, a los Romeo y Julieta.

    Escribes muy bien, aunque esté un poco desorientada en mi comentario... me faltan muchos capítulos anteriores por leer, por tanto, perdón.

    un abrazo.

    ResponderEliminar
  30. Na! No quiero este final! Mariana se muere por pecadora?!! Me recuerda a algunos directores de Joligud!! quiero otro final!
    Beso, anyway.

    ResponderEliminar
  31. Dany !!!!!!! Hoy como te prometí me di una linda vuelta por aquí !!!
    Qué pena ! llegué tarde al Asesino de asesinos: leí los últimos capítulos ! Cómo puede ser que no te haya conocido antes eh? Bueno, no importa, voy a leer los capítulos desde el principio.

    Por otro lado, leí otras publicaciones. Me gustó mucho el de los miedos de Roberta ! *

    Te sigo y te visito de aquí en más. Me gusta mucho este lugar.
    Te enlacé a mis dos blogs además.

    Algo más: Pink Floyd ***

    Un beso o 2 *

    ResponderEliminar
  32. Muy bueno, la verdad es que no pense que iba a terminar asi.
    Felicidades!

    ResponderEliminar
  33. Coincido con algunos comentarios al estar de acuerdo con finales tortuosos...aunque a no por ser trágicos o tortuosos siempre van a ser originales. Lo malo de la historia es cuando se acaba, el gustito de que esa bala sabe que tiene que buscar un cuerpo, se queda ya en el final, pero también en la memoria de los que disfrutamos del relato.

    Un abrazo,

    Andri

    ResponderEliminar

Comenten ahora o callen para siempre